martes, 6 de diciembre de 2016

Tierra para quien la habita

El pasado viernes 2 de diciembre, vecinxs de la Costa de oro (Canelones, Uruguay) salieron nuevamente a la ruta para protestar contra los intentos de desalojos a quienes ocupan tierras como forma de solucionar su necesidad de espacios para desarrollar sus vidas.




La Digna Delincuencia de reapropiarnos de nuestras vidas...

Una vez mas estamos en la calle, una vez mas nos juntamos para frenar los desalojos, para mostrar que la fuerza de la solidaridad puede pararse ante cualquier atropello, que lo dicho y repetido es un verso escrito con hechos: Tocan a unx, tocan a todxs!

A quien pertenece la Tierra? De quien es la propiedad del canto de los pájaros, el flujo de los ríos o el soplo del viento? Como adueñarse de la simpleza de la vida? Son cosas pequeñas lo que se necesita para vivir con dignidad: amor, agua, alimento, aire,un techo. Como llamar a lo que es esencial, propiedad privada?

La Tierra es un entramado de vida, una red de relaciones y situaciones entre distintos seres en que habitar-la es apenas participar en este grande organismo. Quien se cree su dueño esta tratando de robar lo que no pertenece a nadie y a la vez debería ser usufructo de todas. Hoy estos señores adinerados usan los trajes de los políticos y empresarios , ayer del colonizador que bañó este territorio con la sangre de los pueblos que hace milenios lo ocupaban.

La memoria nutre…


La Coordinadora de Vecinos Contra Los Desalojos es un punto de encuentro entre personas distintas que solucionaron con sus propias manos, por medio de la ocupación, el problema de la vivienda y que juntaron sus energías para defenderse, para no dejarse sacar lo que conquistaron con lucha y sudor. Surgida en la segunda mitad del año de 2014, como respuesta a una oleada de denuncias por usurpación, organizándose horizontalmente, sin nadie arriba y nadie abajo, tomando las decisiones por todxs sus participantes por medio del consenso; y autonomamente, sin mendigar nada y sin cualquier bandera aparte de la lucha mismo. Es parte de la continuidad de otras iniciativas autoorganizadas, como fue la victoriosa lucha para frenar los desalojos en el Remanso de Neptunia, en 2010 y 2011.

Construir por medio del apoyo mutuo la fuerza necesaria para solucionar los problemas, llevando los a la calle y proponiendo en los barrios que cada persona confíe en su capacidad de ser la autora de su propia vida, participando en una lucha sin representar a nadie y sin que nadie los represente, ha sido y sigue siendo la forma que la coordinadora eligió.


A quien interesa la Ley?


La herramienta utilizada por los poderosos para llevar a cabo los desalojos ha sido la llamada Ley de Usurpación, modificada en el primero gobierno del Frente Amplio, llevando la ocupación de terrenos del ámbito del derecho civil al derecho penal, hace que una persona pueda ser condenada con hasta tres años de cárcel por haber buscado lo básico y necesario que es el techo. También desde que se han hecho estos cambios, la denuncia de desalojo no necesita mas haber sido hecha por el propietario del terreno en cuestión sino por cualquiera, aumentando las posibilidades de los que especulan con la tierra y que ambicionan con su propiedad.

Algunos personajes poderosos por tras de estas denuncias, son ya bastante conocidos como la Inmobiliaria Varela, la Comuna Canaria, o el actual alcalde de Salinas, Oscar Montero, con su disfraz de “hombre del pueblo”, que segun datos de la misma policía al momento que una vecina fue averiguar su denuncia , no dudó en ponerse la gorra y mandar al frente vecinas de la zona. Otros denunciantes tristemente, son personas que están en la misma situación de ocupantes que las denunciadas, que alimentadas por su ambición, abandonan cualquier valor de solidaridad llevando a quienes denuncian a situaciones que ellas mismas pueden padecer.

Cuando es visible que las leyes son hechas en primero lugar para asegurar la propiedad privada y que esta misma propiedad privada de unos pocos, busca sacar lo mas simples y esencial de muchas, donde esta el problema en romper con las leyes para así encontrarse con esta simpleza que es vital?


El contexto y la posibilidad de cambiarlo



Para nosotras es importante señalar que los desalojos no son hechos aislados, que estan inmersos en un contexto mas amplio que busca principalmente expulsar a las pobres de la zona, aumentando sus ganancias y probabilidades de especulación. Aparte de expulsar directamente las personas de sus casas, alimentan la presencia de la pasta base, vaciando de codigos la cabeza de muchas, haciendo que vecinas roben entre vecinas, generando asi la excusa perfecta para la estigmatización mediatica y para la militarización, ya que en 2 años es evidente como se ha hecho mas masiva y violenta la presencia policial.

Hoy frente a nuevas ordenes de desalojos y la reflotacion de algunos otros del 2014, aca estamos con la guardia alta, preparadas para una nueva pelea, que no es la primera y tampoco sera la ultima y que solo asegura la convicción de que el unico camino al cambio es la lucha. El amor a la Tierra es lo que nos hace defenderla con uñas y dientes, el sentimiento de que ella no nos pertenece, nosotras pertenecemos a ella. Como dicen los muros, como esta tallado en nuestros corazones, una vez mas hacemos volar estas palabras:

TIERRA PARA QUIEN LA HABITA, LA AMA Y LA CUIDA!

NO MAS DESALOJOS!!!





Coordinadora de Vecinas contra los Desalojos, 2 de diciembre de 2016










Desmantelan Centro de Formación Popular Bella Unión




>>> 8 años de formación



UNIVERSIDAD: DESMANTELAN CENTRO DE FORMACIÓN POPULAR BELLA UNIÓN
ALGUNAS VALORACIONES POLITICO INSTITUCIONALES


Bella Unión, diciembre de 2016

Las autoridades universitarias reafirman una orientación política de desarme. Se confirma con la decisión del Consejo del Centro Universitario Regional Litoral Norte (CENUR LN-UdelaR) del 19 de setiembre acerca del cierre de los programas que estaban a cargo del Servicio Central de Extensión y Actividades en el Medio (SCEAM) en la ciudad de Bella Unión1, y la no renovación del contrato de arrendamiento de la casa para las actividades de docentes, trabajadores y estudiantes.
Se trató de una resolución contradictoria, incoherente, apresurada y secreta, sin fundamentación expresa.
Contradictoria en la medida que el Consejo, al mismo tiempo que “resuelve el cierre de los programas que estaban a cargo del SCEAM en la ciudad”, plantea “mantener a la ciudad de Bella Unión en los programas de actividades de Extensión Universitaria a desarrollar por parte del CENUR LN”.
Llamativamente apresurada porque no esperó recibir la propuesta de la Comisión Ad-Hoc conformada por el mismo Consejo el 21 de julio, “para el estudio de la situación y trazado de lineamientos de las Unidades de Extensión”2.
No parece una resolución coherente habiendo contratado a 5 docentes (con 110 horas semanales en total) del 1o de agosto al 31 de diciembre en consideración de la “la existencia de programas en curso y la necesidad de no cortar abruptamente con los procesos iniciados”3.
Fue una resolución secreta y sin fundamentación expresa, pues el consejo sesionó bajo régimen de comisión general. El consejo no argumentó los motivos para sesionar a puerta cerrada, cuando de lo que se trata es de la continuidad de un programa de extensión. No sigue el principio de razonabilidad que debe acompañar toda decisión del Estado.


Antecedentes. Un trayecto de logros y cuestionamientos

Se desmantela una experiencia de más de 10 años de trabajo conjunto de la universidad con organizaciones sociales de Bella Unión: sindicatos de trabajadores de la caña de azúcar, de viñedos y bodega, de la horticultura, de servicios, cooperativas de trabajo y producción, colonos y productores familiares.
No es para nada casual que esta experiencia enriquecedora, de la cual participaron centenares de estudiantes y decenas de docentes, haya recibido, en forma reiterada, duros cuestionamientos por parte de las patronales, directorio de ALUR y autoridades de ANCAP.
Valga solo como ejemplo, por su trascendencia pública, los duros cuestionamientos realizados durante el año 2013 por el entonces presidente de ANCAP, hoy vicepresidente de la República, cuando acusó, a través de la prensa, a los universitarios de extensión y del Centro de Formación Popular Bella Unión de “alentar el conflicto, la demanda y la exigencia” de los trabajadores. Dichas apreciaciones provocaron entonces una indignante respuesta de docentes, autoridades universitarias de aquel momento y trabajadores de Bella Unión.
Por el contrario, no hemos escuchado cuestionamiento alguno de ninguna autoridad universitaria acerca de que parte considerable del presupuesto universitario esté volcado desde siempre a alentar y reafirmar los vínculos de la Universidad con los empresarios para “generar innovación y desarrollo”. Por ejemplo, el “Centro de Extensionismo Industrial”, creado por la UdelaR junto con el Ministerio de Industria, Energía y Minería y la Cámara de Industria, desde 2014, ha atendido a más de 130 empresas 4 que requirieron asesoramiento de grupos académicos.


La magnitud del desarme

¿Qué significado tienen estas resoluciones y medidas de desmantelamiento definidas por el Consejo del CENUR LN en continuidad con la política de desarticulación de la extensión iniciada en el nuevo período rectoral?
1)Perjudican el trabajo de extensión de docentes y estudiantes en Bella Unión junto a organizaciones de trabajadores. Se dirigen contra el trabajo del Centro, uno de los pocos espacios integrado por trabajadores y universitarios.
2)Detienen el desarrollo de una experiencia que cumple con las funciones de la universidad: aporta a la formación de profesionales a partir de la relación estrecha con las problemáticas existentes, investiga temas de importancia social y aporta asistencia y formación a la sociedad que sustenta nuestra universidad.
3)Expresan una concepción de universidad y educación conservadoras, negadoras de las asimetrías y conflictos sociales que pretenden ocultarse en la engañosa definición de amplitud, neutralidad y rigurosidad académica. Y que, en los hechos, está conducida por los intereses conciliadores con el capital.
4)Se amparan en un discurso descentralizador, que traspasan recursos y decisiones de Montevideo al CENUR LN, sin que ello signifique una expansión de las actividades universitarias hacia territorios y sectores sociales vulnerables y más rezagados.
5)Bloquean la posibilidad de sostener, mejorar y profundizar la realización de una concepción de universidad crítica de cara a los intereses y el trabajo conjunto con sectores populares. De esta forma gana espacio la concepción de una universidad conservadora, elitista y acrítica con la reproducción de las desigualdades sociales.
6)Afianzan una concepción autoritaria y contraria a la participación plena y autónoma, reforzando el secretismo. Niegan el debate franco y directo con los actores involucrados, tanto universitarios como extra universitarios. Desconocen, desprecian y desoyen las instancias de construcción colectiva 5.
El desmantelamiento del Centro de Formación no se fundamenta en una evaluación seria de la experiencia de trabajo universitario acumulada. No permite sentar las bases para una propuesta programática de trabajo en la región. Las acciones de las autoridades universitarias fueron de falta de respeto y atropello hacia los docentes. La política aplicada es autoritaria y nada tiene que ver con una práctica de co-gobierno democrático:
- Desconocieron los acuerdos de trabajo que se construyeron en reuniones específicas.
- Tomaron decisiones de manera inconsulta y sin fundamentos político institucionales ni académicos.
- Redujeron la carga horaria del docente efectivo trasladado al CENUR y en los contratados por el CENUR con el presupuesto traspasado por el SCEAM. Solamente en 5 meses (agosto -diciembre 2016) se redujeron 36 horas semanales de trabajo docente, equivalente a $375.000 en el período.
- No otorgaron la compensación por radicación en el interior al docente efectivo trasladado del SCEAM al CENUR 6.
- Restringieron los pasajes a los docentes y no les autorizaron viáticos, obstaculizando que desarrollaran las tareas en Bella Unión para las que fueron contratados y cumplieran los compromisos asumidos.
- Retiraron el equipamiento del local que la UdelaR alquilaba en Bella Unión necesario para el desarrollo de las tareas (sin gestionar uso de otro local como oficina). Retiraron las computadoras con información confidencial sin dar tiempo a realizar respaldos. Retiraron el vehículo, fundamental en una tarea cuyas actividades principalmente se realizan en el medio rural-agroindustrial en un radio de 35 km.
Para seguir caminando
Los abajo firmantes, docentes del Centro de Formación, asumimos el compromiso de seguir alentando, en el lugar donde nos encontremos, las reflexiones y criterios ético-metodológicos en defensa de una Universidad abierta. Seguiremos rechazando el pensamiento único colaborando con la construcción de una universidad puesta al servicio de las necesidades de los sectores populares. La experiencia adquirida en Bella Unión, con todas sus contradicciones, nos refuerza este compromiso.
Continuamos reivindicando la necesidad de un proyecto de universidad crítica que requiere asumir el punto de vista de los sectores populares. Será necesaria la movilización y la demanda, para superar la coyuntura particular de la universidad, que no puede dar lo que ha optado por sepultar.
Serán los trabajadores y estudiantes, en sus luchas por la transformación, los que van a mover los cimientos más anquilosados y retrógrados del pensamiento universitario.
María Echeverriborda. Docente del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Gonzalo Bandera. Docente del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Álvaro Moraes. Docente del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Damián Bentos. Docente del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Daniel Bentos. Docente del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Nancy Espasandín. Integrante honoraria del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión
Magdalena Curbelo. Integrante honoraria del Programa Centro de Formación Popular Bella Unión



1Resolución Nº 25 del 29 de setiembre.
2 Resolución Nº 40 del 21 de julio.
3 Resolución Nº 11 del 3 de agosto.

4 Pagina institución de la Udelar, publicación del 20/11/2016.
5 Tales como: i) Presentación de evaluación y propuestas del equipo docente con tareas en Bella Unión al Consejo del CENUR (setiembre de 2016); ii) Reuniones mantenidas por la directora y consejeros del CENUR LN con docentes y organizaciones de Bella Unión (febrero y junio 2016); iii) III encuentro de extensión del CENUR LN organizado por las Unidades de Extensión de las sedes de Paysandú y Salto del CENUR LN (noviembre 2015); iv) Encuentro de estudiantes “Pablo Carlevaro” organizado por el CFPBU (noviembre 2015); v) Encuentro “Organizaciones sociales, trabajo alternativo y agroindustria” organizado por el núcleo interdisciplinario “Pensamiento crítico en América Latina y sujetos colectivos” con organizaciones sociales de la región del CENUR LN (noviembre 2013); vi) Variados encuentros de trabajadores y universitarios (campamentos de formación, jornadas, actividades temáticas entre 2010 y 2014).

6 El 19/07/2015 el Consejo Delegado Académico decide la reelección del docente efectivo que cumple tareas en el CFPBU, encomendando al Pro Rector de Extensión y Actividades con el Medio a instrumentar su traslado al CENUR LN. El 6/05/2016 el Pro Rector dirige una nota a la Directora del CENUR LN en la cual solicita el traslado del docente desde el SCEAM al CENUR LN. En la misma “se solicita el pago de la partida por gastos para la instalación inicial y la compensación por residencia habitual en el interior prevista en la Ordenanza del Régimen de Estímulo para la Radicación de Docentes en el Interior” y comunica que “su cargo efectivo será financiado con fondos que este servicio traspasará al CENUR Litoral Norte”.












La buena voluntad del Papa




Vázquez con Francisco: En enero comienza trabajo en archivos de la dictadura

En rueda de prensa tras ser recibido el viernes 2 por el papa Francisco, el Presidente Tabaré Vázquez informó que la Embajada de Uruguay comenzará a preparar el análisis de los archivos del Vaticano que puedan tener información de los crímenes contra la humanidad perpetrados por la dictadura uruguaya (1973-1985) y sobre el destino de los detenidos desaparecidos.

“La idea mía es que lo más rápidamente posible se empiece a trabajar con esos archivos, a más tardar a mediados de enero”, añadió Vázquez, quien compareció en compañía del embajador Francisco José Ottonelli.



>>> La Iglesia pone a disposición sus archivos sobre la dictadura 
Conferencia Episcopal Argentina - Oficina de Prensa

COMUNICADO DE PRENSA CONJUNTO DE LA
CONFERENCIA EPISCOPAL ARGENTINA Y DE LA SANTA SEDE
(25.10.16, A LAS 13:00 HORAS DE ROMA, 08:00 DE BUENOS AIRES)
El sábado 15 de octubre de 2016, en el Vaticano, la Comisión Ejecutiva de la Conferencia Episcopal Argentina, compuesta por el Presidente, S.E. Mons. Jose María Arancedo, Arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz; el Vicepresidente Primero, S.Em.R el Card. Mario Aurelio Poli, Arzobispo de Buenos Aires y Primado de Argentina; el Vicepresidente Segundo, S.E. Mons. Mario Antonio Cargnello, Arzobispo de Salta; y el Secretario General, S.E. Mons. Carlos Humberto Malfa, Obispo de Chascomus, se ha reunido con S.Em.R. el Cardenal Pietro Parolin, Secretario de Estado de Su Santidad; S.E.R. Mons. Richard Paul Gallagher, Secretario para las Relaciones con los Estados, y algunos Oficiales de la Secretaría de Estado, para una valoración de los trabajos de catalogación y digitalización del material de archivo del periodo de la Dictadura Militar (1976-1983), conservado en los Archivos de la Conferencia Episcopal Argentina, de la Secretaría de Estado y de la Nunciatura Apostólica en Buenos Aires.
Se ha constatado que este proceso de organización y digitalización, llevado a cabo en conformidad con las decisiones e indicaciones del Santo Padre y que supone la continuación de un trabajo ya iniciado años atrás por la Conferencia Episcopal Argentina, ha terminado.
De acuerdo a un protocolo que se establecerá próximamente, podrán acceder a la consulta de los documentos referidos las víctimas y familiares directos de los desaparecidos y detenidos y, en el caso de religiosos o eclesiásticos, también sus Superiores mayores.
Se desea subrayar que este trabajo se ha desarrollado teniendo como premisa el servicio a la verdad, a la justicia y a la paz, continuando con el diálogo abierto a la cultura del encuentro en el pueblo argentino.
El Santo Padre y el Episcopado argentino encomiendan la Patria a la protección misericordiosa de Nuestra Señora de Luján, confiados en la intercesión del querido San José Gabriel del Rosario Brochero.
Buenos Aires Vaticano
25 de octubre de 2016 25 de octubre de 2016








lunes, 5 de diciembre de 2016

Mercado popular de subsistencia




Un proyecto que nace desde abajo, desde el pueblo, organizado, a través de lucha en cada barrio, contra el abuso y el robo que nos hacen las grandes cadenas de supermercado, multinacionales del comercio mundial, las mismas que ponen trabas para el ingreso de los productos cooperativos y auto gestionado por los trabajadores.




 

 

Una brigada integrada por estudiantes y trabajadores creó un mercado popular en Montevideo. Sus integrantes dicen que quieren combatir el “abuso” de precios con trabajo voluntario. Los barrios a los que llegan van desde el asentamiento 24 de junio hasta Ciudad Vieja.

03 de Diciembre de 2016 | Por: Emiliano Zecca

El Mercado Popular de Subsistencia cumplió un año en noviembre. Hoy está en ocho barrios: Ciudad Vieja, Cordón, Malvin Norte, Manga, Villa García, Piedras Blancas, Jacinto Vera, La Unión.
Empezó con 60 familias y ahora tiene más del doble.
Los que están al frente son estudiantes y trabajadores que se juntan una vez al mes en la casa donde funciona la Brigada José Artigas. El trabajo que hacen es voluntario, arman canastas con los pedidos y las distribuyen. Tienen los fideos a 41 pesos el kilo (medio kilo está a 38 en el supermercado) y el arroz a 28 pesos el kilo (en el supermercado está a 43 pesos).
Uno de los integrantes de la brigada es Sebastián Vázquez, trabajador y estudiante avanzado de arquitectura.
“Lo hicimos para denunciar el abuso, cierto y latente, que hacen las grandes cadenas de supermercados en este país y para hacer más llevadera la canasta básica. Con la brigada empezamos a pensar en cómo hacerlo, dentro de los los barrios que estamos trabajando, con organización y lucha establecimos precios justos. Estamos convencidos que si los trabajadores se organizan para conseguir mejoras salariales y de trabajo, estamos convencidos que también pueden hacerlo para regular los precios de consumo”, dijo Vázquez.
En noviembre de 2015 salieron por los barrios, relevaron los productos que más consume la gente e hicieron una lista en la que cada familia selecciona su pedido.
Ellos dicen que así lograron bajarle el precio a casi todos los productos. “Le planteamos a las cooperativas y empresas autogestionadas que este es un trabajo voluntario, que no tiene una conexión comercial, sino de solidaridad y compromiso. Muchos productos que se consumen son de las cooperativas, pero la yerba, el aceite y el vino los compramos en una distribuidora de la zona. Esto no va contra los almaceneros, sabemos que en los barrios se comenta y que nos pueden ver como una competencia, pero no es esa la lógica. El precio en los barrios, cuando se instala una gran cadena de supermercados, mata a los almacenes que hay alrededor y termina regulando los precios que vende el almacenero”, explicó Vázquez.

La Minga llega al consumidor con el mercado

Una de las cooperativas que trabaja con el mercado es la Minga (ex compañía BAO), que se dedica a la producción de jabón en polvo. Ahora también agregaron una línea de productos líquidos de limpieza para ropa, detergentes y desodorantes limpiadores.
La cooperativa empezó a funcionar en febrero de 2014, luego de negociaciones con la empresa BAO en un momento de crisis. Los trabajadores acordaron con la empresa sus despidos y con eso pagaron dos años de alquiler de la planta que se debían. Ahora están intentando lograr un punto de equilibrio. Por un lado, quieren recuperar clientes de línea blanca que tenía BAO y están tratando de imponer una marca de ellos que se llama Bonsai. Ante este panorama, creen la aparición del MPS les da una posibilidad de crecer.
“Para nosotros es importantísimo porque más allá del volumen que se coloque, nos permite conectar al consumidor con un producto de buena calidad, que no es muy difundido y a buenos precios. Ahora, como consumidores si voy y me paro frente a una góndola creo que lo más caro es bueno y que me va a rendir más. Eso no es así, pero la propaganda juega un papel fundamental en eso. Nosotros, justamente, con este tipo de emprendimientos tratamos de desarticular eso para que el consumidor pruebe el producto, si no colma sus expectativas que no lo use más. Pero nosotros creemos que es bueno”, dijo Raul Pérez, trabajador de la cooperativa.
Pérez también habló de las dificultades que tienen para entrar a las grandes superficies. “Nos han recibido, que eso a veces ya es un escollo, pero colocar el producto no es fácil. Hay otra empresas que ocuparon el espacio que dejó BAO y revertir la situación es difícil. Acá en el MPS no tenemos condiciones, pero en las grandes superficies se tienen que trabajar descuentos, formas de cumplimiento en los pagos, porque trabajar 60 días a cuenta para nosotros que compramos todo al contado no es fácil”, agregó.

Del 24 de junio hasta Ciudad Vieja

Uno de los barrios al que llega el MPS es el asentamiento 24 de junio, pasando Punta de Rieles. Daiana Rodríguez es la encargada de zona. Ella tiene una ficha con el nombre de cada vecino y la cantidad de productos que compró.
La policlínica del barrio es el centro logístico al que llegan las canastas.
Rodríguez contó que es un barrio de gente donde “todos tienen poco” y la canasta es algo que les sirve mucho. También dijo los precios que son inaccesibles para la gente de ese barrio y que la demanda de la canasta del MPS crece cada vez más.
“Te asaltan por una lechuga, un kilo de mandarinas, un paquete de arroz que está a 35 pesos. Antes te podías hacer un guiso y un puchero, ahora tenés que estar bien. Pero acá la gente se entera por el boca a boca de la canasta, se acerca a la policlínica y siempre se está sumando gente. Y las reacciones son impresionantes, porque en el supermercado un kilo de yerba está a 189 pesos y acá se ahorran de 28 a 35 pesos, depende de cuál compren. Cuando comprás de a una cosa no se ve mucho, pero si vas pidiendo dos o tres cosas de cada producto, es un montón lo que ahorrás”, sostuvo.
El MPS también llegó a Barrio Sur y Ciudad vieja. Suleica se enteró porque un familiar que está en la Brigada José Artigas se lo comentó. Empezó a invitar a vecinos, gente de la cooperativa de viviendas que integra y conocidos del barrio. Unos recolectan los pedidos, otros van a las reuniones, otros van a armar los pedidos.
“Nosotros hacíamos las compras en el súper del barrio o en el almacén, pero nuestro barrio es muy particular. Si bien se mueve mucha gente, tanto turistas o gente que va a trabajar, pero que no tiene un poder adquisitivo muy alto. Los precios son caros, es un barrio caro que no condice con la gente que vive ahí. Entonces compramos los productos acá para todo el mes. Nos sumamos en enero, cuando comenzó el mercado, éramos los únicos. Ahora creció y van rotando las personas que compran, son cada vez más”, afirmó.
Para que el mercado funcione debe conectarse con una organización barrial de cualquier índole que centralice los pedidos de los vecinos y luego los envíe a la brigada.
“Hay que hacer el centro de distribución en los lugares donde se pueda y disponga cada organización barrial. Cuanto más se multiplique el combate va a ser más real. Nosotros fuimos a una reunión con compañeros de Fuecys y les planteamos qué es el mercado, la lógica de que los trabajadores tengan un centro de distribución está. No es la idea hoy, no queremos hacer eso, nuestro objetivo es que esto se desarrolle con trabajo voluntario. Si alguien tienen que estar mañana rentado para sustentar el trabajo voluntario, con una lógica socialista, lo podemos hacer”, dijo Vázquez, integrante de la brigada.










sábado, 3 de diciembre de 2016

Marcas de la Memoria en Salto




ceremonia de instalación de una placa homenaje en el Liceo Nº5 de Salto, lugar de resistencia a la última dictadura cívico militar, y otra en el Batallón “Ituzaingó” de Infantería Nº7, centro de detención y tortura entre 1972 y 1985.

Además se declarará al espacio público “Plaza de los Recuerdos” como Memorial de los Maestros y Profesores víctimas de la última dictadura cívico militar en Uruguay









.